Nuevas recetas

Shot de jugo de cúrcuma y cereza

Shot de jugo de cúrcuma y cereza


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

La inyección de cúrcuma y cereza ayuda a aliviar el dolor articular debido a los compuestos antiinflamatorios de la cúrcuma.

Cúrcuma es prácticamente una súper especia, que se usa para tratar y prevenir muchos problemas. El antiinflamatorio Los compuestos a los que les gusta la especia son excelentes para quienes sufren de artritis, ya que pueden aliviar el dolor en las articulaciones. Al hacer el jugo, opte por fresco, agrio, cerezas amargas para obtener los máximos beneficios.

Cortesía de RebootwithJoe.com


¡Llevamos los antiinflamatorios al siguiente nivel con estas dos súper bebidas!

Es posible que haya oído hablar de los súper alimentos antiinflamatorios como la cúrcuma y el jengibre, y lo buenos que son para reducir la inflamación, pero ¿cuál es la mejor manera de agregarlo a su ingesta diaria?

Bueno, la mayoría de las veces escucho cápsulas como la respuesta, las empresas han extraído la parte antiinflamatoria de la raíz de cúrcuma y la venden como cápsulas de curcumina. Y sí, en el laboratorio, en una placa de Petri, esto funciona perfectamente. Los químicos han eliminado eficazmente las propiedades antiinflamatorias de la cúrcuma y la han puesto en una pequeña cápsula para su conveniencia.

Bueno, no creo que funcione de esa manera. El cuerpo humano es una creación asombrosa, y los seres humanos ni siquiera hemos arañado la superficie para comprender cómo funcionan nuestros cuerpos. Aunque las partes antiinflamatorias de la raíz de la cúrcuma pueden haber sido extraídas, es posible que necesite un catalizador que todavía esté en la cúrcuma para que funcione de manera eficaz. Si simplemente está tomando una pastilla, ha perdido ese catalizador y no obtendrá el beneficio completo. Creo firmemente que obtendrá el mayor beneficio del uso de alimentos integrales.

Incorporar las especias en su cocina es una excelente manera de obtener algún beneficio antiinflamatorio, pero si realmente desea impulsar su lucha contra la inflamación, pruebe uno de estos dos métodos.

La primera receta es una receta de jugo crudo. Cuando hago jugo en cantidades más pequeñas, prefiero usar mi exprimidor de mano, mi exprimidor de mano fue diseñado para pasto de trigo, pero creo que también funciona muy bien para el jengibre. La cúrcuma, al ser un poco menos fibrosa, debe incorporarse con el jengibre para asegurarse de extraer la mayor cantidad posible de jugo de cúrcuma.

Método crudo

Ingredientes:

  • 1 onza de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 1 onza de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 1 onza de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 1 limón orgánico fresco
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Ponga jengibre picado y cúrcuma en un exprimidor alternando entre el jengibre y la cúrcuma.
  4. Ponga el jugo en un recipiente y agregue la cereza ácida y el jugo del limón

Servir, sepárelo en dos porciones y bébalo como un chupito o vierta la mezcla en dos vasos y agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.

Método cocido

Rinde 12 porciones

Ingredientes:

  • 6 onzas de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 6 onzas de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 2 tazas de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 4 limones orgánicos frescos
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Pon el jengibre y la cúrcuma en una cacerola mediana.
  4. Agrega 5 tazas de agua
  5. Lleve la mezcla a ebullición, baje el fuego a bajo, cubra y deje que hierva a fuego lento durante 2 horas.
  6. Después de 2 horas, deje que la mezcla se enfríe.
  7. Colar la mezcla para eliminar los trozos más grandes y reservar el líquido.
  8. Agregue la tarta de cereza y jugo de limón y refrigere.

Servir, mida 2 onzas del líquido y bébalo como un trago, agregue dos onzas a su té de hierbas favorito o agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.


¡Llevamos los antiinflamatorios al siguiente nivel con estas dos súper bebidas!

Es posible que haya oído hablar de los súper alimentos antiinflamatorios como la cúrcuma y el jengibre, y lo buenos que son para reducir la inflamación, pero ¿cuál es la mejor manera de agregarlo a su ingesta diaria?

Bueno, la mayoría de las veces escucho cápsulas como la respuesta, las empresas han extraído la parte antiinflamatoria de la raíz de cúrcuma y la venden como cápsulas de curcumina. Y sí, en el laboratorio, en una placa de Petri, esto funciona perfectamente. Los químicos han eliminado eficazmente las propiedades antiinflamatorias de la cúrcuma y la han puesto en una pequeña cápsula para su conveniencia.

Bueno, no creo que funcione de esa manera. El cuerpo humano es una creación asombrosa, y los seres humanos ni siquiera hemos arañado la superficie para comprender cómo funcionan nuestros cuerpos. Aunque las partes antiinflamatorias de la raíz de la cúrcuma pueden haber sido extraídas, es posible que necesite un catalizador que todavía esté en la cúrcuma para que funcione de manera eficaz. Si simplemente está tomando una pastilla, ha perdido ese catalizador y no obtendrá el beneficio completo. Creo firmemente que obtendrá el mayor beneficio del uso de alimentos integrales.

Incorporar las especias en su cocina es una excelente manera de obtener algún beneficio antiinflamatorio, pero si realmente desea impulsar su lucha contra la inflamación, pruebe uno de estos dos métodos.

La primera receta es una receta de jugo crudo. Cuando hago jugo en cantidades más pequeñas, prefiero usar mi exprimidor de mano, mi exprimidor de mano fue diseñado para pasto de trigo, pero creo que también funciona muy bien para el jengibre. La cúrcuma, al ser un poco menos fibrosa, debe incorporarse con el jengibre para asegurarse de extraer la mayor cantidad posible de jugo de cúrcuma.

Método crudo

Ingredientes:

  • 1 onza de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 1 onza de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 1 onza de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 1 limón orgánico fresco
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Ponga jengibre picado y cúrcuma en un exprimidor alternando entre el jengibre y la cúrcuma.
  4. Ponga el jugo en un recipiente y agregue la cereza ácida y el jugo del limón

Servir, sepárelo en dos porciones y bébalo como un chupito o vierta la mezcla en dos vasos y agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.

Método cocido

Rinde 12 porciones

Ingredientes:

  • 6 onzas de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 6 onzas de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 2 tazas de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 4 limones orgánicos frescos
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Pon el jengibre y la cúrcuma en una cacerola mediana.
  4. Agrega 5 tazas de agua
  5. Lleve la mezcla a ebullición, baje el fuego a bajo, cubra y deje que hierva a fuego lento durante 2 horas.
  6. Después de 2 horas, deje que la mezcla se enfríe.
  7. Colar la mezcla para eliminar los trozos más grandes y reservar el líquido.
  8. Agregue la tarta de cereza y jugo de limón y refrigere.

Servir, mida 2 onzas del líquido y bébalo como un trago, agregue dos onzas a su té de hierbas favorito o agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.


¡Llevamos los antiinflamatorios al siguiente nivel con estas dos súper bebidas!

Es posible que haya oído hablar de los súper alimentos antiinflamatorios como la cúrcuma y el jengibre, y lo buenos que son para reducir la inflamación, pero ¿cuál es la mejor manera de agregarlo a su ingesta diaria?

Bueno, la mayoría de las veces escucho cápsulas como la respuesta, las empresas han extraído la parte antiinflamatoria de la raíz de cúrcuma y la venden como cápsulas de curcumina. Y sí, en el laboratorio, en una placa de Petri, esto funciona perfectamente. Los químicos han eliminado eficazmente las propiedades antiinflamatorias de la cúrcuma y la han puesto en una pequeña cápsula para su conveniencia.

Bueno, no creo que funcione de esa manera. El cuerpo humano es una creación asombrosa, y los seres humanos ni siquiera hemos arañado la superficie para comprender cómo funcionan nuestros cuerpos. Aunque las partes antiinflamatorias de la raíz de la cúrcuma pueden haber sido extraídas, es posible que necesite un catalizador que todavía esté en la cúrcuma para que funcione de manera eficaz. Si simplemente está tomando una pastilla, ha perdido ese catalizador y no obtendrá el beneficio completo. Creo firmemente que obtendrá el mayor beneficio del uso de alimentos integrales.

Incorporar las especias en su cocina es una excelente manera de obtener algún beneficio antiinflamatorio, pero si realmente desea impulsar su lucha contra la inflamación, pruebe uno de estos dos métodos.

La primera receta es una receta de jugo crudo. Cuando hago jugo en cantidades más pequeñas, prefiero usar mi exprimidor de mano, mi exprimidor de mano fue diseñado para pasto de trigo, pero creo que también funciona muy bien para el jengibre. La cúrcuma, al ser un poco menos fibrosa, debe incorporarse con el jengibre para asegurarse de extraer la mayor cantidad posible de jugo de cúrcuma.

Método crudo

Ingredientes:

  • 1 onza de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 1 onza de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 1 onza de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 1 limón orgánico fresco
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Ponga jengibre picado y cúrcuma en un exprimidor alternando entre el jengibre y la cúrcuma.
  4. Ponga el jugo en un recipiente y agregue la cereza ácida y el jugo del limón

Servir, sepárelo en dos porciones y bébalo como un chupito o vierta la mezcla en dos vasos y agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.

Método cocido

Rinde 12 porciones

Ingredientes:

  • 6 onzas de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 6 onzas de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 2 tazas de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 4 limones orgánicos frescos
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Pon el jengibre y la cúrcuma en una cacerola mediana.
  4. Agrega 5 tazas de agua
  5. Lleve la mezcla a ebullición, baje el fuego a bajo, cubra y deje que hierva a fuego lento durante 2 horas.
  6. Después de 2 horas, deje que la mezcla se enfríe.
  7. Colar la mezcla para eliminar los trozos más grandes y reservar el líquido.
  8. Agregue la tarta de cereza y jugo de limón y refrigere.

Servir, mida 2 onzas del líquido y bébalo como un trago, agregue dos onzas a su té de hierbas favorito o agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.


¡Llevamos los antiinflamatorios al siguiente nivel con estas dos súper bebidas!

Es posible que haya oído hablar de los súper alimentos antiinflamatorios como la cúrcuma y el jengibre, y lo buenos que son para reducir la inflamación, pero ¿cuál es la mejor manera de agregarlo a su ingesta diaria?

Bueno, la mayoría de las veces escucho cápsulas como la respuesta, las empresas han extraído la parte antiinflamatoria de la raíz de cúrcuma y la venden como cápsulas de curcumina. Y sí, en el laboratorio, en una placa de Petri, esto funciona perfectamente. Los químicos han eliminado eficazmente las propiedades antiinflamatorias de la cúrcuma y la han puesto en una pequeña cápsula para su conveniencia.

Bueno, no creo que funcione de esa manera. El cuerpo humano es una creación asombrosa, y los seres humanos ni siquiera hemos arañado la superficie para comprender cómo funcionan nuestros cuerpos. Aunque las partes antiinflamatorias de la raíz de la cúrcuma pueden haber sido extraídas, es posible que necesite un catalizador que todavía esté en la cúrcuma para que funcione de manera eficaz. Si simplemente está tomando una pastilla, ha perdido ese catalizador y no obtendrá el beneficio completo. Creo firmemente que obtendrá el mayor beneficio del uso de alimentos integrales.

Incorporar las especias en su cocina es una excelente manera de obtener algún beneficio antiinflamatorio, pero si realmente desea impulsar su lucha contra la inflamación, pruebe uno de estos dos métodos.

La primera receta es una receta de jugo crudo. Cuando hago jugo en cantidades más pequeñas, prefiero usar mi exprimidor de mano, mi exprimidor de mano fue diseñado para pasto de trigo, pero creo que también funciona muy bien para el jengibre. La cúrcuma, al ser un poco menos fibrosa, debe incorporarse con el jengibre para asegurarse de extraer la mayor cantidad posible de jugo de cúrcuma.

Método crudo

Ingredientes:

  • 1 onza de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 1 onza de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 1 onza de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 1 limón orgánico fresco
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Ponga jengibre picado y cúrcuma en un exprimidor alternando entre el jengibre y la cúrcuma.
  4. Ponga el jugo en un recipiente y agregue la cereza ácida y el jugo del limón

Servir, sepárelo en dos porciones y bébalo como un chupito o vierta la mezcla en dos vasos y agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.

Método cocido

Rinde 12 porciones

Ingredientes:

  • 6 onzas de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 6 onzas de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 2 tazas de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 4 limones orgánicos frescos
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Pon el jengibre y la cúrcuma en una cacerola mediana.
  4. Agrega 5 tazas de agua
  5. Lleve la mezcla a ebullición, baje el fuego a bajo, cubra y deje que hierva a fuego lento durante 2 horas.
  6. Después de 2 horas, deje que la mezcla se enfríe.
  7. Colar la mezcla para eliminar los trozos más grandes y reservar el líquido.
  8. Agregue la tarta de cereza y jugo de limón y refrigere.

Servir, mida 2 onzas del líquido y bébalo como un trago, agregue dos onzas a su té de hierbas favorito o agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.


¡Llevamos los antiinflamatorios al siguiente nivel con estas dos súper bebidas!

Es posible que haya oído hablar de los súper alimentos antiinflamatorios como la cúrcuma y el jengibre, y lo buenos que son para reducir la inflamación, pero ¿cuál es la mejor manera de agregarlo a su ingesta diaria?

Bueno, la mayoría de las veces escucho cápsulas como la respuesta, las empresas han extraído la parte antiinflamatoria de la raíz de cúrcuma y la venden como cápsulas de curcumina. Y sí, en el laboratorio, en una placa de Petri, esto funciona perfectamente. Los químicos han eliminado eficazmente las propiedades antiinflamatorias de la cúrcuma y la han puesto en una pequeña cápsula para su conveniencia.

Bueno, no creo que funcione de esa manera. El cuerpo humano es una creación asombrosa, y los seres humanos ni siquiera hemos arañado la superficie para comprender cómo funcionan nuestros cuerpos. Aunque las partes antiinflamatorias de la raíz de la cúrcuma pueden haber sido extraídas, es posible que necesite un catalizador que todavía esté en la cúrcuma para que funcione de manera eficaz. Si simplemente está tomando una pastilla, ha perdido ese catalizador y no obtendrá el beneficio completo. Creo firmemente que obtendrá el mayor beneficio del uso de alimentos integrales.

Incorporar las especias en su cocina es una excelente manera de obtener algún beneficio antiinflamatorio, pero si realmente desea impulsar su lucha contra la inflamación, pruebe uno de estos dos métodos.

La primera receta es una receta de jugo crudo. Cuando hago jugo en cantidades más pequeñas, prefiero usar mi exprimidor de mano, mi exprimidor de mano fue diseñado para pasto de trigo, pero creo que también funciona muy bien para el jengibre. La cúrcuma, al ser un poco menos fibrosa, debe incorporarse con el jengibre para asegurarse de extraer la mayor cantidad posible de jugo de cúrcuma.

Método crudo

Ingredientes:

  • 1 onza de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 1 onza de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 1 onza de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 1 limón orgánico fresco
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Ponga jengibre picado y cúrcuma en un exprimidor alternando entre el jengibre y la cúrcuma.
  4. Ponga el jugo en un recipiente y agregue la cereza ácida y el jugo del limón

Servir, sepárelo en dos porciones y bébalo como un chupito o vierta la mezcla en dos vasos y agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.

Método cocido

Rinde 12 porciones

Ingredientes:

  • 6 onzas de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 6 onzas de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 2 tazas de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 4 limones orgánicos frescos
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Pon el jengibre y la cúrcuma en una cacerola mediana.
  4. Agrega 5 tazas de agua
  5. Lleve la mezcla a ebullición, baje el fuego a bajo, cubra y deje que hierva a fuego lento durante 2 horas.
  6. Después de 2 horas, deje que la mezcla se enfríe.
  7. Colar la mezcla para eliminar los trozos más grandes y reservar el líquido.
  8. Agregue la tarta de cereza y jugo de limón y refrigere.

Servir, mida 2 onzas del líquido y bébalo como un trago, agregue dos onzas a su té de hierbas favorito o agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.


¡Llevamos los antiinflamatorios al siguiente nivel con estas dos súper bebidas!

Es posible que haya oído hablar de los súper alimentos antiinflamatorios como la cúrcuma y el jengibre, y lo buenos que son para reducir la inflamación, pero ¿cuál es la mejor manera de agregarlo a su ingesta diaria?

Bueno, la mayoría de las veces escucho cápsulas como la respuesta, las empresas han extraído la parte antiinflamatoria de la raíz de cúrcuma y la venden como cápsulas de curcumina. Y sí, en el laboratorio, en una placa de Petri, esto funciona perfectamente. Los químicos han eliminado eficazmente las propiedades antiinflamatorias de la cúrcuma y la han puesto en una pequeña cápsula para su conveniencia.

Bueno, no creo que funcione de esa manera. El cuerpo humano es una creación asombrosa, y los seres humanos ni siquiera hemos arañado la superficie para comprender cómo funcionan nuestros cuerpos. Aunque las partes antiinflamatorias de la raíz de la cúrcuma pueden haber sido extraídas, es posible que necesite un catalizador que todavía esté en la cúrcuma para que funcione de manera eficaz. Si simplemente está tomando una pastilla, ha perdido ese catalizador y no obtendrá el beneficio completo. Creo firmemente que obtendrá el mayor beneficio del uso de alimentos integrales.

Incorporar las especias en su cocina es una excelente manera de obtener algún beneficio antiinflamatorio, pero si realmente desea impulsar su lucha contra la inflamación, pruebe uno de estos dos métodos.

La primera receta es una receta de jugo crudo. Cuando hago jugo en cantidades más pequeñas, prefiero usar mi exprimidor de mano, mi exprimidor de mano fue diseñado para pasto de trigo, pero creo que también funciona muy bien para el jengibre. La cúrcuma, al ser un poco menos fibrosa, debe incorporarse con el jengibre para asegurarse de extraer la mayor cantidad posible de jugo de cúrcuma.

Método crudo

Ingredientes:

  • 1 onza de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 1 onza de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 1 onza de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 1 limón orgánico fresco
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Ponga jengibre picado y cúrcuma en un exprimidor alternando entre el jengibre y la cúrcuma.
  4. Ponga el jugo en un recipiente y agregue la cereza ácida y el jugo del limón

Servir, sepárelo en dos porciones y bébalo como un chupito o vierta la mezcla en dos vasos y agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.

Método cocido

Rinde 12 porciones

Ingredientes:

  • 6 onzas de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 6 onzas de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 2 tazas de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 4 limones orgánicos frescos
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Pon el jengibre y la cúrcuma en una cacerola mediana.
  4. Agrega 5 tazas de agua
  5. Lleve la mezcla a ebullición, baje el fuego a bajo, cubra y deje que hierva a fuego lento durante 2 horas.
  6. Después de 2 horas, deje que la mezcla se enfríe.
  7. Colar la mezcla para eliminar los trozos más grandes y reservar el líquido.
  8. Agregue la tarta de cereza y jugo de limón y refrigere.

Servir, mida 2 onzas del líquido y bébalo como un trago, agregue dos onzas a su té de hierbas favorito o agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.


¡Llevamos los antiinflamatorios al siguiente nivel con estas dos súper bebidas!

Es posible que haya oído hablar de los súper alimentos antiinflamatorios como la cúrcuma y el jengibre, y lo buenos que son para reducir la inflamación, pero ¿cuál es la mejor manera de agregarlo a su ingesta diaria?

Bueno, la mayoría de las veces escucho cápsulas como la respuesta, las empresas han extraído la parte antiinflamatoria de la raíz de cúrcuma y la venden como cápsulas de curcumina. Y sí, en el laboratorio, en una placa de Petri, esto funciona perfectamente. Los químicos han eliminado eficazmente las propiedades antiinflamatorias de la cúrcuma y la han puesto en una pequeña cápsula para su conveniencia.

Bueno, no creo que funcione de esa manera. El cuerpo humano es una creación asombrosa, y los seres humanos ni siquiera hemos arañado la superficie para comprender cómo funcionan nuestros cuerpos. Aunque las partes antiinflamatorias de la raíz de la cúrcuma pueden haber sido extraídas, es posible que necesite un catalizador que todavía esté en la cúrcuma para que funcione de manera eficaz. Si simplemente está tomando una pastilla, ha perdido ese catalizador y no obtendrá el beneficio completo. Creo firmemente que obtendrá el mayor beneficio del uso de alimentos integrales.

Incorporar las especias en su cocina es una excelente manera de obtener algún beneficio antiinflamatorio, pero si realmente desea impulsar su lucha contra la inflamación, pruebe uno de estos dos métodos.

La primera receta es una receta de jugo crudo. Cuando hago jugo en cantidades más pequeñas, prefiero usar mi exprimidor de mano, mi exprimidor de mano fue diseñado para pasto de trigo, pero creo que también funciona muy bien para el jengibre. La cúrcuma, al ser un poco menos fibrosa, debe incorporarse con el jengibre para asegurarse de extraer la mayor cantidad posible de jugo de cúrcuma.

Método crudo

Ingredientes:

  • 1 onza de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 1 onza de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 1 onza de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 1 limón orgánico fresco
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Ponga jengibre picado y cúrcuma en un exprimidor alternando entre el jengibre y la cúrcuma.
  4. Ponga el jugo en un recipiente y agregue la cereza ácida y el jugo del limón

Servir, sepárelo en dos porciones y bébalo como un chupito o vierta la mezcla en dos vasos y agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.

Método cocido

Rinde 12 porciones

Ingredientes:

  • 6 onzas de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 6 onzas de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 2 tazas de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 4 limones orgánicos frescos
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Pon el jengibre y la cúrcuma en una cacerola mediana.
  4. Agrega 5 tazas de agua
  5. Lleve la mezcla a ebullición, baje el fuego a bajo, cubra y deje que hierva a fuego lento durante 2 horas.
  6. Después de 2 horas, deje que la mezcla se enfríe.
  7. Colar la mezcla para eliminar los trozos más grandes y reservar el líquido.
  8. Agregue la tarta de cereza y jugo de limón y refrigere.

Servir, mida 2 onzas del líquido y bébalo como un trago, agregue dos onzas a su té de hierbas favorito o agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.


¡Llevamos los antiinflamatorios al siguiente nivel con estas dos súper bebidas!

Es posible que haya oído hablar de los súper alimentos antiinflamatorios como la cúrcuma y el jengibre, y lo buenos que son para reducir la inflamación, pero ¿cuál es la mejor manera de agregarlo a su ingesta diaria?

Bueno, la mayoría de las veces escucho cápsulas como la respuesta, las empresas han extraído la parte antiinflamatoria de la raíz de cúrcuma y la venden como cápsulas de curcumina. Y sí, en el laboratorio, en una placa de Petri, esto funciona perfectamente. Los químicos han eliminado eficazmente las propiedades antiinflamatorias de la cúrcuma y la han puesto en una pequeña cápsula para su conveniencia.

Bueno, no creo que funcione de esa manera. El cuerpo humano es una creación asombrosa, y los seres humanos ni siquiera hemos arañado la superficie para comprender cómo funcionan nuestros cuerpos. Aunque las partes antiinflamatorias de la raíz de la cúrcuma pueden haber sido extraídas, es posible que necesite un catalizador que todavía esté en la cúrcuma para que funcione de manera eficaz. Si simplemente está tomando una pastilla, ha perdido ese catalizador y no obtendrá el beneficio completo. Creo firmemente que obtendrá el mayor beneficio del uso de alimentos integrales.

Incorporar las especias en su cocina es una excelente manera de obtener algún beneficio antiinflamatorio, pero si realmente desea impulsar su lucha contra la inflamación, pruebe uno de estos dos métodos.

La primera receta es una receta de jugo crudo. Cuando hago jugo en cantidades más pequeñas, prefiero usar mi exprimidor de mano, mi exprimidor de mano fue diseñado para pasto de trigo, pero creo que también funciona muy bien para el jengibre. La cúrcuma, al ser un poco menos fibrosa, debe incorporarse con el jengibre para asegurarse de extraer la mayor cantidad posible de jugo de cúrcuma.

Método crudo

Ingredientes:

  • 1 onza de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 1 onza de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 1 onza de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 1 limón orgánico fresco
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Ponga jengibre picado y cúrcuma en un exprimidor alternando entre el jengibre y la cúrcuma.
  4. Ponga el jugo en un recipiente y agregue la cereza ácida y el jugo del limón

Servir, sepárelo en dos porciones y bébalo como un chupito o vierta la mezcla en dos vasos y agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.

Método cocido

Rinde 12 porciones

Ingredientes:

  • 6 onzas de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 6 onzas de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 2 tazas de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 4 limones orgánicos frescos
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Pon el jengibre y la cúrcuma en una cacerola mediana.
  4. Agrega 5 tazas de agua
  5. Lleve la mezcla a ebullición, baje el fuego a bajo, cubra y deje que hierva a fuego lento durante 2 horas.
  6. Después de 2 horas, deje que la mezcla se enfríe.
  7. Colar la mezcla para eliminar los trozos más grandes y reservar el líquido.
  8. Agregue la tarta de cereza y jugo de limón y refrigere.

Servir, mida 2 onzas del líquido y bébalo como un trago, agregue dos onzas a su té de hierbas favorito o agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.


¡Llevamos los antiinflamatorios al siguiente nivel con estas dos súper bebidas!

Es posible que haya oído hablar de los súper alimentos antiinflamatorios como la cúrcuma y el jengibre, y lo buenos que son para reducir la inflamación, pero ¿cuál es la mejor manera de agregarlo a su ingesta diaria?

Bueno, la mayoría de las veces escucho cápsulas como la respuesta, las empresas han extraído la parte antiinflamatoria de la raíz de cúrcuma y la venden como cápsulas de curcumina. Y sí, en el laboratorio, en una placa de Petri, esto funciona perfectamente. Los químicos han eliminado eficazmente las propiedades antiinflamatorias de la cúrcuma y la han puesto en una pequeña cápsula para su conveniencia.

Bueno, no creo que funcione de esa manera. El cuerpo humano es una creación asombrosa, y los seres humanos ni siquiera hemos arañado la superficie para comprender cómo funcionan nuestros cuerpos. Aunque las partes antiinflamatorias de la raíz de la cúrcuma pueden haber sido extraídas, es posible que necesite un catalizador que todavía esté en la cúrcuma para que funcione de manera eficaz. Si simplemente está tomando una pastilla, ha perdido ese catalizador y no obtendrá el beneficio completo. Creo firmemente que obtendrá el mayor beneficio del uso de alimentos integrales.

Incorporar las especias en su cocina es una excelente manera de obtener algún beneficio antiinflamatorio, pero si realmente desea impulsar su lucha contra la inflamación, pruebe uno de estos dos métodos.

La primera receta es una receta de jugo crudo. Cuando hago jugo en cantidades más pequeñas, prefiero usar mi exprimidor de mano, mi exprimidor de mano fue diseñado para pasto de trigo, pero creo que también funciona muy bien para el jengibre. La cúrcuma, al ser un poco menos fibrosa, debe incorporarse con el jengibre para asegurarse de extraer la mayor cantidad posible de jugo de cúrcuma.

Método crudo

Ingredientes:

  • 1 onza de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 1 onza de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 1 onza de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 1 limón orgánico fresco
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Ponga jengibre picado y cúrcuma en un exprimidor alternando entre el jengibre y la cúrcuma.
  4. Ponga el jugo en un recipiente y agregue la cereza ácida y el jugo del limón

Servir, sepárelo en dos porciones y bébalo como un chupito o vierta la mezcla en dos vasos y agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.

Método cocido

Rinde 12 porciones

Ingredientes:

  • 6 onzas de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 6 onzas de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 2 tazas de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 4 limones orgánicos frescos
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Pon el jengibre y la cúrcuma en una cacerola mediana.
  4. Agrega 5 tazas de agua
  5. Lleve la mezcla a ebullición, baje el fuego a bajo, cubra y deje que hierva a fuego lento durante 2 horas.
  6. Después de 2 horas, deje que la mezcla se enfríe.
  7. Colar la mezcla para eliminar los trozos más grandes y reservar el líquido.
  8. Agregue la tarta de cereza y jugo de limón y refrigere.

Servir, mida 2 onzas del líquido y bébalo como un trago, agregue dos onzas a su té de hierbas favorito o agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.


¡Llevamos los antiinflamatorios al siguiente nivel con estas dos súper bebidas!

Es posible que haya oído hablar de los súper alimentos antiinflamatorios como la cúrcuma y el jengibre, y lo buenos que son para reducir la inflamación, pero ¿cuál es la mejor manera de agregarlo a su ingesta diaria?

Bueno, la mayoría de las veces escucho cápsulas como la respuesta, las empresas han extraído la parte antiinflamatoria de la raíz de cúrcuma y la venden como cápsulas de curcumina. Y sí, en el laboratorio, en una placa de Petri, esto funciona perfectamente. Los químicos han eliminado eficazmente las propiedades antiinflamatorias de la cúrcuma y la han puesto en una pequeña cápsula para su conveniencia.

Bueno, no creo que funcione de esa manera. El cuerpo humano es una creación asombrosa, y los seres humanos ni siquiera hemos arañado la superficie para comprender cómo funcionan nuestros cuerpos. Aunque las partes antiinflamatorias de la raíz de la cúrcuma pueden haber sido extraídas, es posible que necesite un catalizador que todavía esté en la cúrcuma para que funcione de manera eficaz. Si simplemente está tomando una pastilla, ha perdido ese catalizador y no obtendrá el beneficio completo. Creo firmemente que obtendrá el mayor beneficio del uso de alimentos integrales.

Incorporar las especias en su cocina es una excelente manera de obtener algún beneficio antiinflamatorio, pero si realmente desea impulsar su lucha contra la inflamación, pruebe uno de estos dos métodos.

La primera receta es una receta de jugo crudo. Cuando hago jugo en cantidades más pequeñas, prefiero usar mi exprimidor de mano, mi exprimidor de mano fue diseñado para pasto de trigo, pero creo que también funciona muy bien para el jengibre. La cúrcuma, al ser un poco menos fibrosa, debe incorporarse con el jengibre para asegurarse de extraer la mayor cantidad posible de jugo de cúrcuma.

Método crudo

Ingredientes:

  • 1 onza de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 1 onza de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 1 onza de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 1 limón orgánico fresco
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Ponga jengibre picado y cúrcuma en un exprimidor alternando entre el jengibre y la cúrcuma.
  4. Ponga el jugo en un recipiente y agregue la cereza ácida y el jugo del limón

Servir, sepárelo en dos porciones y bébalo como un chupito o vierta la mezcla en dos vasos y agregue 2 tazas de agua o agua con gas a cada vaso y hielo como desee y beba como bebida refrescante.

Método cocido

Rinde 12 porciones

Ingredientes:

  • 6 onzas de raíz de jengibre orgánica fresca
  • 6 onzas de raíz de cúrcuma orgánica fresca
  • 2 tazas de jugo de cereza agria orgánico
  • Jugo de 4 limones orgánicos frescos
  1. Lavar el jengibre y la raíz de cúrcuma.
  2. Picar el jengibre y la cúrcuma en trozos de 1 pulgada
  3. Pon el jengibre y la cúrcuma en una cacerola mediana.
  4. Agrega 5 tazas de agua
  5. Lleve la mezcla a ebullición, baje el fuego a bajo, cubra y deje que hierva a fuego lento durante 2 horas.
  6. Después de 2 horas, deje que la mezcla se enfríe.
  7. Colar la mezcla para eliminar los trozos más grandes y reservar el líquido.
  8. Add tart cherry and lemon juice and refrigerate

Servir, measure out 2 ounces of the liquid and drink either as a shot, add two ounces to your favorite herbal tea, or add 2 cups of water or sparkling water to each glass and ice as desired and sip as a refreshing drink.